Pumas, el club que se deshace de sus figuras a billetazos

Carlos González, delantero estrella de los universitarios, se despidió del equipo y está listo para encarar un nuevo reto con los Tigres de la UANL.

Por Ernesto Pérez M.

Los Pumas de la UNAM dieron la sorpresa en el Torneo Guard1anes 2020, tras lograr clasificarse a la Final de manera dramática.

Sin embargo, en el duelo definitivo ante León fueron incapaces de lograr la victoria y terminaron como subcampeones del certamen.

La planificación para el próximo campeonato ha empezado, aunque, arrancó de mala forma para los universitarios.

Y es que, una de sus figuras en el ataque, Carlos González, fue vendido a los Tigres de la UANL.

Charly, quien pasó tres años en la institución, tuvo que salir por los problemas económicos en los que está inmerso club y se unió a una larga lista de futbolistas estrellas que han tenido que dejar ir los azul y oro.

“Buenas tardes a todos, hoy me toca despedirme de esta institución que creyó en mí hace casi tres años. En Pumas viví momentos espectaculares, crecí como jugador de futbol, aprendí a querer estos colores y a sentir el espíritu universitario.

“Me voy de la institución con el corazón dolido todavía por no haber podido alcanzar el título de liga que todos queríamos en este último torneo, tan difícil para todos por la pandemia”, redactó el delantero a través de su cuenta de Instagram.

Despedidas que dolieron

Francisco Fonseca se convirtió en uno de los héroes del Bicampeonato de los Pumas; sin embargo, con todo eso el atacante no pudo mantenerse en la institución y gracias a una gran oferta de Cruz Azul el “Kikin” partió de Ciudad Universitaria.

Un caso similar vivió Ismael Sosa, delantero que permaneció en la UNAM por dos años.

Sosa fue de los jugadores que ilusionó a la afición universitaria en la Copa Libertadores, ademas, perdió la dramática Final ante los Tigres, club al que recaló tras una gran cantidad de dinero que sanó las finanzas del conjunto auriazul.

El último héroe en la ofensiva de los Pumas fue Nicolás Castillo, jugador que se marchó de la institución para cumplir su sueño de jugar en Europa.

La transferencia de Nico abonó poco más de 7 millones de dólares a los universitarios, por lo que terminó por ser un negocio redondo.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo