¿Bimbo, Marinela, Sabritas? De dónde surgen los nombres de las famosas marcas mexicanas

¿Quién no se ha preparado un sándwich con pan Bimbo? ¿Alguna vez se han quitado la sed con un Yoli? ¿Han comido un gansito de Marinela? ¿Qué tal unas papitas de Sabritas para la botana, acompañadas de su salsa Valentina?

Por Iván Sandoval

¿Quién no se ha preparado un sándwich con pan Bimbo? ¿Alguna vez se han quitado la sed con un Yoli, ese refresco que antes sólo vendían en Acapulco y otros pocos lugares? ¿Han comido un gansito de Marinela? ¿Qué tal unas papitas de Sabritas para la botana, acompañadas de su salsa Valentina?

Sigamos: ¿Han disfrutado un fin de semana con una cerveza Dos Equis? O en su infancia, ¿bebieron las famosas Chaparritas?

Son parte de nuestra identidad. Cualquier mexicano que se jacte de serlo, alguna vez en su vida debió probar uno de los productos que le dan color a los centros comerciales y las tiendas de la esquina.

Pero, alguna vez se han preguntado: ¿de dónde surgen estos nombres o por qué se llaman así?

Este es el origen de los nombres de algunas de las famosas marcas mexicanas

Sabritas

Las Sabritas fueron fundadas por Pedro Marcos Noriega, quien puso un negocio para vender papas fritas en bolsa, por medio de bicicletas en la CDMX, en 1943. El nombre de Sabritas se debe a la contracción de “sabrosas” y “fritas”. Su éxito fue tal que en 1966 fue vendida a Pepsico, y ahora tiene más de 80% del mercado.

Marinela

Los productos Gansito, Chocotorro, Chocorroles y Pingüinos se han comercializado desde 1955. El nombre viene del apodo de María Elena, la hija del fundador de Bimbo, Lorenzo Servitje.

Bimbo

Precisamente la marca que fundó Marinela, se creó en 1945. Aunque hasta un año después se conocería como Bimbo, palabra que se da por la contracción de los vocablos Bingo (juego popular) y Bambi, película que se estrenó en esa época.

Yoli

Antes sólo se podría encontrar en Acapulco, Ixtapa o Taxco, lugares donde la vendía la embotelladora La Vencedora. Como el nombre no era muy atractivo, el presidente de la empresa, Manuel Castrejón le puso el apodo de cariño de su hija Yolanda al refresco de limón.

Valentina

La empresa que vende la salsa Valentina es Salsa Tamazula, de Jalisco. Aunque quisieron comercializar más el producto homónimo de su compañía no resultó, debido a que era demasiado picante.

El nombre es un tributo a Valentina Ramírez Avitia, una mujer soldado de Durango, que dio batalla en la Revolución Mexicana.

Otros nombres

Chaparrita se lanzó en 1937 con la marca El Naranjo, pero como la botella era redonda y bajita la gente la comenzó a llamar de ese modo, hasta que la empresa le cambió el nombre al refresco sin gas.

La cerveza Dos Equis se comenzó a vender en 1897, y como estaba cercano el Siglo XX, se comercializó de ésa manera.

 

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo