“A Facebook no le importa si lo que te muestra es real o falso, sino que te guste”

En medio de "Cambridge Analytica", el último escándalo que involucra a la red social con el uso y la privacidad de datos, la manipulación y las “fake news”, Metro habló con Martin Hilbert, profesor de la Universidad de California y asesor tecnológico de la Biblioteca del Congreso de EEUU, sobre lo que está pasando.

Por Felipe Herrera Aguirre

El caso de la compañía Cambridge Analytica y la manipulación de la opinión pública a través de Facebook y el uso de datos de más de 50 millones de usuarios para favorecer a la campaña de Donald Trump en 2016 ha vuelto a poner en debate a las redes sociales y su rol. Mark Zuckerberg, el fundador de Facebook, fue citado a declarar ante una comisión especial del Parlamento británico. Según ellos, las declaraciones de Facebook han dejado más dudas que certezas.

Es el último de una seguidilla de polémicas y miedos al potencial de las redes sociales en la manipulación de los votantes en las democracias occidentales. Francia, Alemania, Gran Bretaña y Estados Unidos acusan haber sufrido de campañas para alterar los resultados de sus últimas elecciones. ¿Tan potentes son las redes sociales?

Metro habló de esto con Martin Hilbert, un experto en “Big Data” y redes sociales que asegura que “esto ya lo hemos estado hablando desde hace algunos años. No es nuevo”.

¿Cuál es la novedad, entonces, en este caso particular?

– Lo que es nuevo es que el CEO de esta compañía dijo la semana pasada en el Congreso que no habían usado Facebook Data, y Facebook también dijo que no han usado Facebook Data. Es curioso, porque son datos de Facebook. Lo que están diciendo es que no usaron datos que Facebook le proveía directamente a Cambridge Analytica, pero estaban usando datos que eran recolectados por otra persona de Facebook.

Esta otra persona, Aleksandr Kogan, es ruso. Y esto es lo nuevo. Porque Facebook fue quien dio el nombre de Kogan, y él sería el que habría mentido. Porque Kogan le aseguró a Facebook que los datos que le pasó serían usados para fines puramente académicos. Pero no cumplió con las reglas de Facebook, porque él pasó estos datos a una compañía privada para hacer negocios sin el permiso de Facebook. Y tanto Facebook como Cambridge Analytica dijeron en el Congreso que no estaban mintiendo porque no han usado los datos de Facebook, sino que datos de Aleksandr Kogan. Ahí depende de qué es lo que se entiende como Facebook data o datos de Facebook.

Y el hecho de que Kogan sea ruso es de interés por parte del fiscal especial Robert Mueller, quien está investigando las relaciones entre Rusia y la campaña de Donald Trump. Y más encima, Kogan recibe dinero del gobierno ruso para hacer otros tipos de investigaciones. Por lo tanto no se sabe aún cuán involucrado estaba el gobierno ruso en todo esto. Ahí no está claro, y esto es lo nuevo.

¿Son confusas las reglas de Facebook en cuando a la privacidad y al manejo de datos?

– Las reglas de Facebook no son poco claras o difusas, sino que están cambiando por las nuevas tecnologías. Y las nuevas tecnologías tienen que evolucionar. Vivimos a cada rato con nuevas tecnologías. Y seguirán evolucionando. Es como en el tránsito, al principio no sabíamos si teníamos que manejar por la derecha o izquierda, si necesitamos licencia de conducir, y ahora vienen los autos que se manejan solo y todo tendrá que adaptarse de nuevo. Si la tecnología es más nueva, cambian más rápido las reglas, en Facebook también. Y después vienen las personas que no cumplen las reglas, como Aleksander Kogan, este ruso que pasó los datos desde Facebook a Cambridge Analytica y obtuvo datos de usuarios de Facebook rompiendo las reglas que Facebook le puso.

Cambridge Analytica Getty

Este es un caso de manipulación de la opinión pública y del electorado, tal y como otros que se vienen investigando en Estados Unidos hace algunos años. En todos, siempre están involucradas las redes sociales. ¿Cómo afectan las redes sociales y su modelo de negocios a las democracias, tal y como se han practicado hasta ahora?

– Esta pregunta es mucho más grande, y también tiene que ver con las noticias falsas (“fake news”). ¿Qué hace Facebook y cuál es el rol de este en la democracia? El modelo de negocio de Facebook busca mantenerte en la plataforma. Ese es su todo. Ellos quieren mantenerte cada segundo en su plataforma, y con eso hacen dinero. Y para eso tratan de analizarte mejor. Quieren ver quien eres. Así pueden venderte más cosas, mostrarte más cosas que te gustan, porque con eso te mantienen más tiempo. Y gracias a eso su marketing funciona mejor, porque si estás más tiempo en la plataforma, verás más cosas, y si ves más cosas que te gustan te quedarás más tiempo, y así se crea un círculo virtuoso para ellos.

Pero también hay que ser claro: este es un modelo de negocios, y a Facebook no le importa si lo que te está mostrando, si la información o la noticia que te muestra, es verdadera o falsa. Esto no les preocupa. Lo que les preocupa es que te mantengas más tiempo en su plataforma, y esto se hace mostrándote más cosas que te gustan, y así ellos pueden reconfirmar lo que a ti ya te gusta. Tienen que conocer tus miedos, tus esperanzas, todo para mantenerte más en la plataforma, para que comercies con la plataforma, para mostrarte más marketing y así ellos puedan hacer su dinero. Ese es el rol y el negocio de Facebook. Su rol no es informar para mejorar la democracia, absolutamente no, y nunca lo dijeron.

Ahora, con todo lo que ha pasado, Facebook despertó un poco y está pensando en asumir una responsabilidad más grande, y ha tomado algunas decisiones en dirección a eso. Pero por lo que es el corazón de la compañía, no está hecho para eso. La pregunta es: ¿es posible que las redes sociales evolucionen hacia algo que no son por esencia, o es que necesitamos otra cosa? Y ¿de quién será la responsabilidad de esta otra cosa, algo que informe a los ciudadanos para mejorar la democracia, algo que no es el fin de una red social? Una red social es una red social. Después, algo que informe para beneficio de la democracia, una red ciudadana, es diferente.

Pareciera ser que Facebook se está metiendo en todos los aspectos de la vida de las personas. ¿Cómo redefinir el rol de Facebook en la sociedad actual?

– La pregunta es más amplia: ¿cómo satisfacer las diferentes necesidades que tiene una sociedad? La sociedad tiene una necesidad de ser social, de satisfacer lo que les gusta, de comerciar. Para el capitalismo, es importante que la gente pueda encontrar lo que les gusta. Eso es una cosa. Para la democracia, no es muy aconsejable mostrarle a la gente solo cosas que les gusten. En cambio para el comercio, conocerte bien, conocer tus preocupaciones, es muy importante, porque así pueden proveerte servicios o productos que te hacen sentir menos preocupado. Para la democracia, conocer tus miedos, tus preocupaciones es útil para poder localizar el mensaje, y así poder lavarte el cerebro.

No sé si la culpa la tiene Facebook, ellos hacen lo que hacen. La pregunta es: ¿qué es lo que queremos como sociedad? Y tenemos que crear otros canales de comunicación en este mundo nuevo, que nos sirvan mejor. Este debate ya lo hemos tenido antes. Cuando llegó la televisión, se decidió crear canales públicos, y fueron los canales más vistos y muy bien financiados y por muchas décadas, cuando la televisión era lo más importante, la televisión pública nacional cumplió un rol importante para informar a la gente. Esa fue una solución. Ahora tenemos otro escenario, en el que no creo que culpar a Facebook por algo para lo que no está hecho sea una solución.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo