“Creamos prendas que roben el aliento”: Rapsodia

La marca argentina tomó el boho chic y lo convirtió en un estilo de vida que celebra 20 años de historia.

Por Luz Lancheros

Que asombren. Que al verlas, no solo generen deseo sino un suspiro de admiración. Que sean una fantasía hecha realidad. Eso fue lo que Sol Acuña y Josefina Helguera, primas y amigas, pensaron a la hora de crear una marca que se saliera de los estándares minimalistas que regían los años 90 y más en Argentina. Querían que todo ese background cultural, esa riqueza que trae el mundo se pudiera concentrar en una prenda, en un estilo de vida que una década después, en plenos dosmiles, se convirtió en el “boho-chic” y que fue popularizado por las revistas de moda fotografiando continuamente a Sienna Miller o a Blake Lively.

Pero para estas dos creadoras, Rapsodia iba más allá de una tendencia pasajera: querían que sus prendas fueran un universo donde cada pieza fuese salida de una inspiración atemporal y de una mezcla de inspiraciones que permitieran a las mujeres soñar con la moda. Actualmente, y con tiendas en Chile, México, Paraguay, Uruguay y Colombia, Rapsodia es una de las marcas más fuertes a la hora de expresar, como nunca, cómo la cultura, el arte y la imaginación están hechas para mujeres únicas. Publimetro habló con las dos al respecto del desfile de aniversario realizado en Bogotá.

¿Cómo nació la marca y se convirtió en un estilo de vida?

Sol Acuña (SA) : A nosotras nos encantaba el color, el estilo gitano, bohemio y ahí nos juntamos y decidimos explorar un poco el mundo. Nos interesaban varias culturas, en particular la India. Fuimos allí, conocimos la mano de obra. Todo lo que se puede hacer en este país de bordados y su riqueza con sedas y colores. Y de ahí pusimos en Argentina algo totalmente distinto.

Josefina Helguera (JH):  Rapsodia nace de la pasión de nuestro corazón, de la pasión por la música, la pasión por los colores, la etnia, los bordados, por la mezcla entre Oriente y Occidente, por traer un poco de esa cultura y texturas a molderías actuales y nace como una experiencia de placer. Todo lo que pasa dentro de la tienda es como una experiencia sensorial de placer. Donde cada prenda te trae un viaje. Verdaderamente es un lifestyle, lo tenemos muy en la sangre y nos fascina.

 

"Muchas veces nos han dicho que todo lo que hacemos va a pasar de moda, pero nosotras hemos seguido firmes con el asombro y con lo que nos apasiona" Josefina Helguera.

¿Cómo pasar de una pasión a crear marca y mantener esa visión?

JH : De alguna manera lo llevamos tan adentro, que no tiene un método estipulado. Luego se transformó en un equipo más grande.

SA: Pero al principio fue muy espontáneo. Igual tratamos de trabajar una manera muy libre, que haya esos métodos y seguimientos es genial, pero hay  un momento de creatividad que es bueno para soñar. Luego vienen los equipos comerciales, las ventas, las necesidades de las clientas y todo se tiene que pasar por un tamiz y queda algo lindo.

JH: De alguna manera la cabeza, la idea, es siempre poner nuestro foco en el asombro. Nos tiene que asombrar. Cuando veas una prenda, esta te tiene que robar el aliento. Entonces, cuando cada temporada propone algo, lo reinventamos en Rapsodia. Tendencias, necesidades deseos, mezclado con asombro, culturas, otros lugares a explorar, esta es una mezcla que siempre ha llevado el ADN de la marca.

¿Cómo se han diferenciado otras marcas que vinieron después?

JH: Tenemos una característica en particular, que es buscar adentro. Nuestra fuente interna, no salimos a mirar para afuera. Es raro lo que voy a decir, pero no salimos a mirar la competencia. Cada uno hace lo que quiere hacer. Nosotras tenemos nuestra fuente interna, nuestras ideas. Por eso, cuando alguien quiere copiarnos, nosotras ya estamos en otro lugar generando nuestro propio camino. Pero eso no significa que nuestros equipos comerciales no estén mirando los precios, lo que hacen los otros y está bien.

SA: Nosotras ponemos cosas que tengan que ver con nuestro estilo, no porque sean tendencia, solo siempre y cuando resuene con nosotras.

En estos años, ¿qué es lo que más han descubierto de las mujeres que son atraídas hacia Rapsodia?

SA: Las mujeres quieren estar lindas. Quieren ponerse una prenda y que les quede bien. Que nos disimule ciertas cosas. Que no por ser tendencia todo queda bien en cualquier cuerpo. Está bueno conocer el cuerpo y poder respetarlo. Poder usarlo y hacer las prendas que te hacen sentir mejor.

JH: Las mujeres buscan ser ellas mismas. Cada una vino a ser una mujer muy especial y entonces las personas se acercan y dicen que Rapsodia las ayuda en su proceso de identidad, porque como no es una propuesta cerrada, cada uno puede elegir lo que le queda mejor. No tiene que ver con un uniforme. Entonces es una invitación a ser tu misma, a ser tu mejor versión. Es una invitación a que cada una arme su propio estilo.

Dato: Tardan 18 meses en hacer una colección 

¿Qué otras culturas han explorado, aparte de Oriente?

JH: Todas las que hemos encontrado por el camino. Hemos estado en Perú, en México, en Estambul, en Turquía, Pakistán, África, India por los Himalayas, Bután, siempre donde haya una etnia, algo ancestral, que te lleve un poco a los registros más antiguos de las tradiciones y las culturas. Todo  lo tomamos un poco y es una inspiración infinita.

¿Cómo hacen de sus prendas un homenaje respetuoso y no una apropiación cultural?

SA:  Nosotras siempre valoramos las culturas de cada lugar y explicamos de dónde salen. Quiénes nos han inspirado. En Uzbekistán, cuando vas por los desiertos, la gente hace prenda para las mujeres que están por casarse y cada una está bordada. Contamos ese relato y a veces invitamos a los indígenas a que colaboren con nosotros. Igual ya todo es de alguien. Alguien lo inventó y nosotras lo adaptamos a Rapsodia, pero no podemos decir que es nuestro. Nosotras simplemente lo metimos y decidimos que esto podría ser un saco, por ejemplo, y fusionamos los elementos para que vayan como nos gusta. Pero siempre tenemos en cuenta que son cosas ancestrales e inspiradas por otras personas.

¿Cómo le meten el elemento “cool”  a la prenda?

JH: Es un juego, en realidad. Hay un estampado, una tela, una alfombra y empiezas a animarte. Metes una cosa con la otra y te cuelgas la alfombra y dices “mira, qué genial”. Nosotras contamos la historia y la bailamos ahí mismo. Tenemos básicos pero lo que nos hace vibrar son las prendas diferentes.

SA: Tratamos de adaptar estos elementos a patrones contemporáneos e imaginamos a dónde podemos ir con estas prendas. Voy a un recital y me pongo pantalones de cuero negro. Todo ese cuento nos va envolviendo. Y el equipo nos apoya en estos procesos.

¿Creen que el boho chic es una etiqueta o estilo de vida?

JH: Ell boho chic es un estilo de vida. En ningún momento hicimos algo que pase de moda. Las prendas que tenemos las coleccionamos y se tornan en un museo que puedes seguir usando. Decimos que las prendas son para siempre.

SA: Hay adjetivos que nos hacen resonar. Que sea bohemio, que sea gitano, que tenga rock, son esas cosas que vienen con nosotras para siempre. Bajo el paraguas tenemos esos adjetivos y conformamos un estilo de vida.

TE RECOMENDAMOS EN VIDEO 

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo