Conor McGregor, acusado de agresión sexual

El irlandés fue denunciado en Córcega, Francia; a través de sus redes sociales ha dicho que está "destrozado"

Por Ernesto Pérez M.

El pasado 12 de septiembre, Conor McGregor fue detenido en Córcega, Francia, luego de que se levantara una denuncia en su contra por agresión y exhibición sexual.

Los primeros informes policiacos arrojaron que el peleador de MMA mostró sus partes íntimas a una mujer casada, mientras se encontraba en un yate.

Conor McGregor denunciado por agresión sexual

Un día mas tarde, Conor quedó libre, pero el caso sigue abierto, por lo que en los próximos días podría ser citado a declarar.

El abogado de “Notorious”, Emmanuelle Ramon, ha negado cualquier delito en contra del atleta.

McGregor había sido precavido respecto al tema; sin embargo, en redes sociales dejó entrever la situación por la que está pasando.

"No puedo seguir así. Estoy devastado", aunque mas tarde eliminó la publicación de su cuenta de Twitter.

Tras recibir cientos de criticas, Conor no aguantó mas la presión y detalló que está trabajando en lo mental para salir adelante.

“Trabajas en la prevención del suicidio y aún así me ridiculizas en este horrendo momento de mi vida. Intento mantenerme fuerte por mis hijos y por la gente que me ama y apoya. Gracias por los insultos, hipócrita”, respondió a uno de los usuarios.

Hace algunos días se dio a conocer que la USADA le había realizado pruebas antidopaje, lo que pronosticaba su posible regreso a los hexágonos.

Este conflicto podría significar un obstáculo más para su vuelta a la UFC, aunque, por ahora, todo es mera especulación.

Conor McGregor ha sido un peleador que ha tenido diferentes escándalos en su carrera; de hecho, en la UFC se convirtió en uno de los atletas más polémicos.

Recordemos que el peleador ya fue acusado de dos agresiones en Estados Unidos y es objeto de dos investigaciones por agresión sexual en Irlanda, según el diario New York Times.

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo